Por qué Analía Franchín no puede ni ver a Isabel de Gran Hermano

La nueva edición de «Gran Hermano» ya está en marcha, y con un promedio de 20.5 puntos, los veintidos participantes no han tardado en acaparar la atención del público. En la era de las redes sociales, los pasados de los concursantes emergen rápidamente, y uno de los nombres que destaca es Isabel De Negri, la participante más longeva de la casa.

Isabel, sommelier e instructora de karate, ha dejado claro que le atraen los hombres más jóvenes, pero lo que ha generado una fuerte polémica está relacionado con la salud de su hijo. En «A la Barbarossa», se analizó el perfil de esta concursante autodenominada la «Alfa» de la casa, desatando un intenso debate.

«La historia de Isabel es una de las más intensas en la casa, no solo con su hijo varón sino también con su hija mujer. Hace al menos seis meses que no ve a sus familiares directos y estos dos hijos la van a llevar a contar por qué no hay un vínculo familiar entre todos», explicó Pía Shaw.

La participante ha denunciado a su propio hijo, lo internó para poder cobrar una herencia. En otro giro sorprendente, Isabel ha optado por no usar bombacha, un detalle que generó controversia en el programa «A la Barbarossa».

Analía Franchín cuestionó con dureza esta elección, considerándola un acto de egoísmo entrar a la casa y ventilar su situación personal, exponiendo así a sus hijos. La polémica se intensificó cuando se reveló que Isabel atribuye esta decisión a un problema de salud, ya que el uso de bombacha le causa molestias.

En medio de estas revelaciones, los panelistas expresaron sus opiniones, destacando la dureza de Franchín al afirmar que «me parece un acto de terrible egoísmo entrar a la casa y ventilar lo que va a decir». Las discusiones sobre la privacidad, la exposición y las decisiones personales prometen ser un tema candente en esta edición de «Gran Hermano».

Deja un comentario